El jueves, el presidente salvadoreño Nayib Bukele reafirmó su creencia en la supremacía de Bitcoin (BTC) en Twitter una vez más, esta vez afirmando que después de que se produzca la adopción generalizada, «se acabó el juego para el fiat».

El presidente salvadoreño ha sido un pilar en los titulares de las noticias debido a las compras regulares de BTC por parte de su gobierno y a su absoluta postura pro Bitcoin. Ha hecho frecuentes declaraciones y comentarios de apoyo a la criptomoneda, al tiempo que se niega a ceder ante las críticas de que Bitcoin es una mala idea para la nación.

El reciente tuit del presidente Bukele llega cuando la comunidad internacional critica las acciones de El Salvador por su «experimento de Bitcoin».

El Fondo Monetario Internacional criticó la medida de El Salvador de adoptar Bitcoin como moneda de curso legal en junio, pero el país la aprobó y comenzó a aceptar BTC como moneda legal en septiembre. Andrew Bailey, gobernador del Banco de Inglaterra, es un conocido crítico de Bitcoin. Más recientemente, mientras hablaba en la Unión de Estudiantes de la Universidad de Cambridge, Bailey expresó su preocupación por la decisión de El Salvador de utilizar Bitcoin como moneda debido a su extrema volatilidad.

Sin embargo, Bukele contraatacó a sus críticos, señalando que mientras el resto del mundo consideraba que lo que hacía El Salvador era un «experimento de Bitcoin», este estaba transformando su economía con la adopción masiva de Bitcoin. Bukele también afirmó que cuando el fiat deje de ser un factor comparado con el dominio de BTC, El Salvador será considerado como la chispa que habrá iniciado la verdadera revolución.

Desde que adoptó Bitcoin como moneda legal, El Salvador ha utilizado las ganancias de la criptomoneda o el «excedente» de su cuenta de Fondo de Bitcoin para financiar la construcción de 20 escuelas. A mediados de octubre, Bukele anunció que el gobierno gastaría USD 4 millones del Fondo de Bitcoin para construir un nuevo hospital veterinario en San Salvador.

El último movimiento de Bukele se produce cuando El Salvador compró 21 BTC el martes para celebrar el «último día 21 del año 21 del siglo XXI» y conmemorar la escasez de Bitcoin, ya que su suministro está limitado a 21 millones de BTC.

Sigue leyendo:

Tomado del sitio Cointelegraph