El 15 de septiembre, el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, anunció su candidatura a la reelección cuando termine su actual mandato en 2024.

El anuncio de Bukele se produce a pesar de que los anteriores presidentes de El Salvador tenían prohibido promulgar leyes para optar a mandatos consecutivos en el cargo. El presidente destacó que:

«Los países desarrollados tienen reelección, y gracias a la nueva configuración de la institución democrática de nuestro país, ahora El Salvador también la tendrá».

En general, Bukele da muestras de un apoyo sólido, pues una encuesta de CID Gallup realizada el mes pasado reveló un 85% de aprobación de su presidencia y un 95% de aprobación de su gestión en materia de seguridad.

Sin embargo, ante el anuncio los salvadoreños salieron a las calles a protestar. Miles de manifestantes se pronunciaron contra la corrupción de Bukele y la integración de Bitcoin, entre otros asuntos considerados desagradables durante su presidencia.

Durante su mandato, Bukele adoptó a Bitcoin como moneda de curso legal en el país en septiembre de 2021. La introducción de la mayor criptomoneda del país cumplió recientemente un año, tras un año marcado por las constantes caídas de precios.

A pesar de haber introducido programas educativos centrados en Bitcoin como «Mi Primer Bitcoin» y de ser un ejemplo para países vecinos como Colombia y Venezuela, la población local no es tan aficionada a la criptomoneda como se esperaba.

Una encuesta nacional de febrero de este año mostró que el 20% de la población utilizaba activamente la aplicación Chivo Wallet, la billetera respaldada por el Estado, para realizar transiciones de Bitcoin. Sin embargo, más del doble del número de las descargas fueron motivadas por el regalo inicial de USD 30.

Sólo el 20% de los propietarios de negocios encuestados dijeron que aceptaban pagos con criptomonedas, la mayoría de los cuales eran grandes empresas y no pequeños comercios.

Por otro lado, la adopción de Bitcoin como moneda de curso legal ha introducido un nuevo tipo de turistas en el país, a pesar del mercado bajista. Según las cifras oficiales, el turismo local aumentó un 82.8% solo este año.

Los críticos siguen usando como base el tema del uso y la adopción de Bitcoin en El Salvador. Puede que miles de personas protesten en la calle contra las políticas que rodean a la moneda digital. Sin embargo, algunos siguen viéndolo como un avance tecnológico y financiero para un país en desarrollo como El Salvador.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.

Tomado del sitio Cointelegraph