El primer ministro ruso, Mikhail Mishustin, dio el martes instrucciones oficiales al gobierno para llegar a un consenso sobre la regulación de las criptomonedas en Rusia antes del 19 de diciembre de 2022.

El primer ministro pidió específicamente a la Duma y a otras autoridades estatales que presenten políticas coordinadas sobre la regulación de la emisión y circulación de monedas digitales en Rusia. Mishustin también pidió a los reguladores que ultimaran la normativa sobre la minería de criptomonedas y las transacciones transfronterizas en monedas digitales.

El funcionario subrayó que el próximo proyecto de regulación de las criptodivisas debería estar en consonancia con el Ministerio de Finanzas ruso, el banco central, la autoridad de lucha contra el blanqueo de dinero Rosfinmonitoring, el Servicio Federal de Impuestos y el Servicio Federal de Seguridad.

Las últimas noticias aportan otra confirmación oficial de que Rusia se está tomando cada vez más en serio la posibilidad de utilizar criptomonedas en las transacciones transfronterizas.

La semana pasada, el viceministro de Finanzas, Alexei Moiseev, informó de que el Banco de Rusia ha acordado con el Ministerio de Finanzas legalizar las criptomonedas para los pagos transfronterizos. A pesar de su disposición a autorizar las transacciones transfronterizas, el banco central ruso sigue oponiéndose a la legalización de los exchange de criptomonedas locales, así como a la legalización de la criptomoneda como medio de pago.  

La viabilidad de prohibir los exchanges de criptomonedas locales mientras se permiten los pagos transfronterizos aparentemente plantea muchas preguntas, especialmente dado que Rusia todavía tiene que elaborar un marco para proporcionar tales leyes.

Rusia podría ser el primer país del mundo en autorizar los cripto pagos transfronterizos mientras prohíbe dentro del país, según dijo a Cointelegraph, Maria Agranovskaya, abogada y experta en fintech en la Duma Estatal rusa. «Este no es un enfoque común, hasta donde yo sé», dijo.

La cuestión de cómo exactamente Rusia planea diferenciar entre los pagos criptográficos nacionales y transfronterizos aún no se ha respondido, señaló Agranovskaya. «Esta distinción aún no existe. Todas las criptomonedas ‘extranjeras’ se consideran moneda digital y eso es todo por ahora», dijo, y añadió:

«De momento no está nada claro. Supongo que el asunto se ajustará a la normativa de control de divisas: los residentes fiscales en el territorio local no podrán utilizar cripto para pagos internos».

Rusia ha surgido como una de las jurisdicciones más inciertas para las criptomonedas, a pesar de haber adoptado su principal ley relacionada con las criptomonedas, Sobre Activos Financieros Digitales, en 2020. La ley prohibió a los rusos usar criptomonedas como pago, pero no prohibió actividades como el trading y la minería en el país. Los reguladores financieros rusos no han aprobado ninguna plataforma local de comercio de criptomonedas, y solo permiten las operaciones con criptomonedas a través de exchange extranjeros como Binance.  

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.

Tomado del sitio Cointelegraph