Un doloroso retroceso en el mercado de Bitcoin (BTC) a principios de esta semana envió el precio por debajo de los USD 40,000 por primera vez desde septiembre de 2021.

Muchos analistas predijeron que el descenso continuaría hacia el rango de 30,000 a 35,000 dólares, pero el precio recuperó los USD 40,000 como soporte de nuevo y el miércoles BTC hizo un movimiento abrupto por encima de los USD 44,000. Esto reavivó las esperanzas de que el nivel de 40,000 dólares es quizás donde Bitcoin puede tocar fondo antes de continuar su movimiento al alza en 2022.

Jurrien Timmer, el director macro global de Fidelity Investments, calificó a los USD 40,000 como un «soporte fundamental», señalando que Bitcoin se ha vuelto «técnicamente sobrevendido» cerca del nivel, lo que puede equivaler a un rebote en el corto plazo.

Gráfico diario de BTC/USD. Fuente: Tradingview

En el centro de las perspectivas alcistas de Timmer había tres catalizadores: un RSI estocástico, el llamado modelo de curva en S y una métrica de relación entre el Bitcoin y el oro.

Un claro rebote en el RSI estocástico de Bitcoin

En detalle, el RSI estocástico es un indicador de impulso que compara el precio de cierre de un activo con su rango de máximos y mínimos durante un periodo específico. El indicador oscila entre 0 y 100, con el área por encima de 80 señalando «sobrecompra» y el área por debajo de 20 alertando sobre condiciones de «sobreventa». 

El indicador ayuda a los operadores a detectar los cambios de tendencia mediante el seguimiento de la relación entre su rango alto-bajo (%K) y la media móvil del mismo rango alto-bajo (%D). Así, el mercado devuelve una señal de compra si la onda %K cruza la onda %D desde abajo en el territorio de sobreventa.

Del mismo modo, devuelve una señal de venta si la línea %K cruza la línea %D desde arriba en el territorio de sobrecompra.

Como señala Timmer, la onda %K de Bitcoin ha subido por encima de la onda %D, señalando una tendencia de compra justo cuando el precio mantuvo el soporte por encima de los USD 40,000.

Gráfico del precio de BTC/USD que muestra su reciente pivote en el soporte y las lecturas del RSI estocástico. Fuente: Fidelity

«Bitcoin ha alcanzado una línea en la arena en USD 40,000 y ahora está técnicamente sobrevendido», tuiteó Timmer a primera hora del miércoles, añadiendo que «al igual que los USD 30,000, el nivel de USD 40,000 parece ser una zona de soporte fundamental.»

El precio sigue el modelo de la curva en S

Timmer identificó además una llamada curva de demanda -como se muestra a través de la onda de pin en el gráfico de abajo- que ha sido fundamental para predecir el final de los ciclos bajistas de Bitcoin desde 2012.

Modelos de oferta y demanda de Bitcoin. Fuente: Fidelity

Entre abril y junio de 2021, la curva siguió la acción del precio de BTC en el rebote desde los USD 30,000, y ahora, ha estado actuando como el mismo soporte cerca de los USD 40,000, lo que plantea la posibilidad de que el próximo rebote de BTC pueda alcanzar niveles cercanos a los USD 100,000.

«El nivel de los USD 30,000 en 2021 proporcionó soporte basado en mi modelo de demanda (modelo de curva en S)», escribió Timmer, añadiendo:

«Ese mismo nivel parece haber subido a 40,000 dólares, proporcionando apoyo fundamental una vez más. Es un objetivo móvil que generalmente proporciona un ancla fundamental para el precio».

La relación BTC/Oro sugiere que Bitcoin está sobrevendido

Bitcoin también parece sobrevendido, aunque «moderadamente», en lo que respecta a su relación de precios con el oro. Como señaló Timmer, la llamada relación BTC/Oro se ha deslizado hasta el soporte de 22 después de haber tocado techo dos veces en 37.4 en 2021.

Bitcoin frente al oro. Fuente: FMRCo, Bloomberg, Fidelity

Mientras tanto, el desplome empujó las Bandas de Bollinger de la relación a un territorio de sobreventa, una señal de compra clásica que indica que el capital podría comenzar a moverse desde el oro a los mercados de Bitcoin.

La predicción vino en línea con la reciente perspectiva de cripto de Bloomberg Intelligence. Escrito por su estratega senior de materias primas, Mike McGlone, el informe identificó la rotación de capital fuera del oro y hacia el mercado de Bitcoin. McGlone también señaló que la tendencia continuaría, especialmente frente a un máximo de casi cuatro décadas en la inflación, que es el resultado de las políticas monetarias flexibles de la Reserva Federal de Estados Unidos.

«Vemos más probable que el oro avance hacia los USD 2,000 la onza en 2022, pero que Bitcoin aumente a mayor velocidad», escribió McGlone. 

Los puntos de vista y opiniones expresados aquí son únicamente los del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de Cointelegraph.com. Cada inversión y movimiento comercial implica un riesgo, debes realizar tu propia investigación al tomar una decisión.

Sigue leyendo:

Tomado del sitio Cointelegraph